Navidad con Memoria

APCS por Jorge Giles. Navidad con Memoria

Desde este avión, dicen, se arrojaban hombres y mujeres al mar o al rio durante la última dictadura cívico-militar.

Aunque te duela, míralo bien. Es parte de tu historia, de la mía, de la sociedad argentina toda.

Ahora está allí abandonado a la vera de la pista militar de donde salían con su carga humana.

La justicia, esa que busca la verdad, está avanzando, pandemia mediante, en la causa de los vuelos de la muerte en Campo de Mayo y en la llamada causa de la Contraofensiva montonera.

¿Lo sabías?

Y gracias a esa justicia, a fiscales y querellantes, a testigos y sobrevivientes, lo que ya parecía una holgada victoria del olvido impune, se está revirtiendo en este maldito 2020 a favor de la memoria, la verdad y la justicia. ¿Quién dijo que todo está perdido?

Gracias al sitio periodístico “La Retaguardia” que transmite juicio por juicio y a la inmensa labor de un militante de la imagen, el fotógrafo Gustavo Molfino, las imágenes están allí, grabadas para siempre. Eternamente gracias.

Y ese montón de papeles, carpetas, libros, archivos policiales de la represión que vez allí son parte del material recientemente hallado en la ciudad de Santa Fe. Los identificó la Secretaría de Derechos Humanos de la provincia.

De vuelta: ¿Quién dijo que todo está perdido?

Resulta que un vecino llamó a la Secretaría avisando que había encontrado en una vieja casona alquilada un verdadero tesoro arqueológico de la represión en tiempos de la dictadura y entrada ya la democracia. Y así, siguiendo la huella que había dejado la impunidad del poder, Lucila Puyol y las compañeras de la Secretaría se encontraron días después con otro valioso archivo escondido durante décadas en dependencias policiales.

La memoria se mueve, la verdad también.

Para ser un pueblo mejor, un pueblo que honre a su propia historia en sus victorias y derrotas, en sus alegrías y en sus dolores, para honrarnos a nosotros mismos, sería bueno que en esta Navidad de la peste, nos hagamos fuertes aquí, en el centro de la memoria, que en este país que amamos, sigue siendo el principal campo de batalla.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s