El derecho a huelga es un derecho humano

APCS por Damian Ravenna (*). El derecho a huelga es un derecho humano

Frente a los recientes hechos de represión y ataque al mundo del trabajo orquestado desde el Gobierno Nacional, hay que resaltar que este ataque se viene llevando a cabo en etapas y que el ataque al derecho a huelga, es la cima que buscan alcanzar para someter al mundo del trabajo. Primero se ataco al fuero laboral y a lxs abogadxs laboralistas, posteriormente a los sindicatos y gremios a quienes con diferentes coHerciones se los encuadro dentro de la políticas de saqueo y con paritarias en su mayoría a la baja, la tercera etapa de este ataque fue la ley de flexibilización del trabajo que se intento y que ahora volverá fraccionada, esta nueva etapa del ataque al mundo del trabajo le suma, decíamos el ataque al derecho a la huelga. Son estas etapas, hay que decirlo ejes esquemáticos que el Gobierno Nacional se puso como fin, para lograr imponer el modelo económico y social que pregonan, que tiene al movimiento obrero organizado, como uno de sus escollos a sortear.

Desde el Gobierno de la Alianza Cambiemos y sus medios de comunicación han ejercido sobre parte de la sociedad una interpretación sobre qué son los derechos, que ha llevado incluso a trabajadrxs a estar en contra de sus propios derechos, es por ello que hay que explicar el por qué del derecho a huelga y este derecho desde la perspectiva de los derechos humanos, cuya plena vigencia nos habla de la existencia o no del Estado de Derecho.

Los derechos humanos son un cuerpo de derechos inherentes a la persona humana, que se consolidan frente al Estado, es decir el único que puede violar y promover los derechos humanos es el Estado, para continuar aclarando podríamos decir que para regular el comportamiento del Estado están los derechos humanos, para regular el comportamiento de la sociedad, el código civil, penal etc. El derecho a huelga se inscribe dentro de los derechos civiles de la población, dentro del marco del derecho social al trabajo, ya desde nuestra Constitución Nacional en su artículo 14 bis clarifica este derecho entre otros enmarcados en el derecho al trabajo, ahora bien desde los derechos humanos el derecho a sindicalizarse está ya presente desde la Declaración Universal de los Derechos Humanos, el inciso 4 que dice “toda persona tiene derecho a fundar sindicatos y a sindicarse para la defensa de sus intereses”, esta declaración para quienes no sepan es de 1948!!!.

Sin embargo debemos citar a quien en la materia es quien da el encuadre desde el derecho internacional a los derechos de la clase trabajadora, como es la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Resolución sobre la abolición de la legislación antisindical en los Estados Miembros de la OIT, adoptada en 1957, y de la que la Argentina es parte, instaba a la adopción de una “legislación que asegure el ejercicio efectivo y sin restricción alguna de los derechos sindicales por parte de los trabajadores, con inclusión del derecho de huelga” (OIT, 1957, pág. 780). Asimismo, la Resolución sobre los derechos sindicales y su relación con las libertades civiles, adoptada en 1970, invitó al Consejo de Administración a que encomendara al Director General una serie de iniciativas “con miras a considerar nuevas medidas destinadas a lograr el respeto pleno y universal de los derechos sindicales en su sentido más amplio”, consagrando atención particular, entre otros, al “derecho de huelga “(OIT, 1970, pág. 764).

El derecho a huelga es uno de los medios legítimos que la clase trabajadora tiene para la promoción y defensa de sus intereses económicos y sociales (OIT, 1996, párrafos 473-475). Entonces dicho esto tenemos por un lado a miembros de la clase trabajadora defendiéndose y por el otro no a la patronal sola, sino a un Gobierno de ricos, cuidando sus intereses económicos y sociales. La puja distributiva, el antagonismo principal siempre se da entre el capital y el trabajo, saber de qué lado estamos es tan sencillo como saber si somos trabajadores o no.

Ahora bien las etapas que viene llevando a cabo el Gobierno de la Alianza Cambiemos para atacar al mundo del trabajo, significan la sistematización de las violaciones a los derechos humanos, con esto qué queremos decir, que este gobierno realiza de forma planificada la violación a los derechos humanos de la población.

Párrafo aparte merece aquellas restricciones al derecho a huelga, hay servicios esenciales, como las guardias médicas, donde no se puede hacer una huelga general, siempre debe haber alguien prestando un servicio aunque sea reducido, esto es así porque la salud es tomada como un servicio esencial, el subte no lo es, sino no podría ser tan caro, esta bravuconada por parte del Gobierno de la Alianza Cambiemos, además de ser una burrada a lo que nos tienen acostumbrados, carece de marco normativo.

En una democracia con Estado de Derecho, se respetan los derechos humanos, y principalmente se les permite a la población y sus organizaciones tanto sindicales como políticas y sociales, a luchar opinar y construir desde la defensa y promoción de sus intereses económicos, políticos y sociales, el derecho a huelga se inscribe dentro de este marco, es por ello que es fundamental su respeto por parte de quienes están en el Gobierno.

(*) Damián Ravenna es Presidente del APDH

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s